Covid-19,  Nacionales,  Ni una menos,  NOTIBRUJAS

La Segob “garantiza” presupuesto para atacar violencia de género, a pesar de su eminente recorte.

En 2007 tras la publicación en México de la Ley General de Acceso de las Mujeres a una Vida Libre de Violencia se estableció la creación de Alertas de Violencia de Género contra las Mujeres, las cuales suponen un mecanismo que, según el artículo 25, debe procurar el gobierno federal a través de la Secretaría de Gobernación (Segob), de acuerdo a su artículo 20, que cito:

Para cumplir con su obligación de garantizar el derecho de las mujeres a una vida libre de violencia, los tres órdenes de gobierno (federal, estatal y municipal) deben prevenir, atender, investigar, sancionar y reparar el daño que les inflige.

En nuestro país feminicida, de 32 entidades, actualmente sabemos que existen 19 Alertas de Violencia de Género contra la Mujer activas (llamaré AVGM): Morelos, Michoacán, Chiapas, Nuevo León, Veracruz, Sinaloa, Colima, San Luis Potosí, Guerrero, Quintana Roo, Nayarit, Zacatecas, Durango, Campeche, Oaxaca, Puebla, Jalisco, el Estado de México y la Ciudad de México, así como 12 solicitudes.

Sin embargo, hace pocos días, Candelaria Ochoa Ávalos de la Comisión Nacional para Prevenir y Erradicar la Violencia contra las Mujeres, para una entrevista con Heraldo de México, declaró que no funcionan y deben ser modificadas con una pertinente evaluación y fiscalización, pues acertadamente, explica se llevan más de cuatro años con alertas y de todos modos el índice de violencia contra mujeres no disminuye.

En 2019 las cifras oficiales en México correspondían al asesinato de 10 mujeres al día, así  recordamos diversas marchas tras la ola de violencia que nos ahogaba, las AVGM apenas tuvieron un incipiente aumento en su presupuesto y en 2020, según el portal cuestione.com, representaría apenas un aumento real del 1.3 % calculando la inflación y en comparación al presupuesto 2019.

Para aquel entonces, Cecilia Toledo -investigadora de temas de presupuesto y género- consideró que los recursos no eran suficientes para diseñar acciones preventivas, de seguridad y justicia que resuelvan la crisis de violencia de género.

Antes de la pandemia, el presupuesto según el PEF 2020 sería de más de mil 193 millones, destinado a: la Comisión Nacional para Prevenir y Erradicar la Violencia Contra las Mujeres (Conavim), la Fiscalía Especial para los Delitos de Violencia contra las Mujeres y Trata de Personas (Fevimtra) y el Instituto Nacional de las Mujeres (Inmujeres), sin embargo, solamente la Conavim recibiría un incremento real en sus recursos presupuestarios mientras Fevimtra e Inmujeres recibirían menos recursos que el año pasado. Algunos “expertos” indican que la falta de eficacia en las AVGM radica, no en su aumento presupuestal, si no en políticas al vapor y programas que calman el clamor social sin evaluación y transparencia; yo aumentaría, falta de empatía y perspectiva de género.

Ahora bien, las AVGM constituyen un proceso, que suponen promover y aumentar una política transversal que garantice una vida libre de violencia para las mujeres gracias a la coordinación interinstitucional de los tres órdenes, sabemos que su debida aplicación significa un reto y derecho el cual personalmente considero prioritario debido al aumento de solicitudes de entidades para la activación de AVGM y al evidente aumento de violencia intrafamiliar, de género y de feminicidios, bueno no tipifiquemos el delito, simplemente priorizar políticas que suponen garantizar el derecho a una vida libre de violencia.

Sin embargo, a pesar del aumento de la violencia de género que trajo consigo el confinamiento, no fue suficiente para que el gobierno federal la priorizára ante el recorte presupuestal; según el portal de Animal Político, el Conavim reportó un recorte, a través de Hacienda, del 33% de los recursos asignados,  afectando principalmente a ocho estados: Estado de México, Veracruz, Nuevo León, Ciudad de México, Puebla, Jalisco, Nayarit y Zacatecas; a pesar de que los seis primeros estados registran el mayor índice de feminicidios, se les notificó la cancelación presupuestal federal para las AVGM, también, se redujo el presupuesto a Quintana Roo y a Tlaxcala. En total, se cancelaron 37 millones 583 mil 192 pesos a estos 10 estados.

En el caso de Inmujeres, por iniciativa de la Segob, y posterior aprobación de la Junta de Gobierno, se aprobó un recorte de 151 millones, que según la secretaria de Gobernación, Olga Sánchez Cordero, no afectará a programas, sino a materiales, suministros, y servicios generales.

Y así fue, que el gobierno federal , a través de su secretaria de gobernación, alentó a la comprensión y solidaridad de hacer más con menos, y tras ya haber aprobado dichos recortes, no escatimo en asegurar que se llevaran acabo los debidos ajustes para que las siete entidades a las que se les canceló el presupuesto, que a la vez, son las de mayor índice de violencia, puedan garantizar dichos programas sociales ¿qué opinan? seguiremos verificando.

Espero que está nota en la que irremediablemente expongo mi punto de vista, te ayude a reflexionar, o bien, encontrar el tuyo, así como entender “las prioridades” del gobierno federal.

Foto: Facebook OCNFeminicidio México

Fuentes:

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *